miércoles, 9 de septiembre de 2009 | By: Laura Falcó

Vacaciones a la carta


Bienvenidos a Vacaciones a la carta. Olvídese de las vacaciones tradicionales y elija algo distinto. Con nosotros puede ser lo que quiera, durante el tiempo que usted lo desee. Un gángster, un millonario, una cantante famosa, un gigoló, una princesa, un empresario, un vagabundo, … cualquier sueño que usted imagine, nosotros lo convertimos en realidad.

Mayra se quedó embobada mirando el televisor. Desde muy niña, siempre había deseado ser cantante pero su voz, no era exactamente una maravilla. Pensativa, Mayra empezó a imaginar cuáles serían sus vacaciones ideales.

-Sería fantástico poder ser una cantante de éxito. ¿Te imaginas? Dijo dirigiéndose a Sofía, su compañera de piso.
-Pues ya sabes. No sé que costará esta historia pero por preguntar, no pierdes nada.
-¿Quieres decir? Igual no es más que una horterada.
-Si no preguntas, no lo sabrás.
-Vale, vale. Mañana me acerco y pregunto.

Mayra volvió a casa tras su visita a Vacaciones a la carta, completamente entusiasmada.

-¡Sofía!, ¡Me he apuntado! Me voy a dejar toda la extra pero me da igual.
-¿Vale la pena?
-¡Y tanto! Me han dejado ver grabaciones de algunas experiencias y son súper reales. Es una pasada. El estudio donde hacen esto es como una ciudad de grande y tienen cerca de veinte mil androides trabajando. Están tan bien hechos que no puedes diferenciarlos de las personas de verdad.
-Suena bien.
-Piensa que sólo admiten veinte clientes de forma simultánea, de modo que es casi imposible toparse con los otros.
-¿Y cuánto tiempo dura esto?
-Lo que uno quiera, o pueda pagarse. Yo he contratado quince días. La burra no da para más.
-¿Y qué vas a hacer con Toni?
-Estos días el trabaja. Aunque quisiera, no podría acompañarme. Así que... ¡me voy!


La noche antes de entrar en Vacaciones a la carta, Mayra la pasó en vela. Era incapaz de dormir de la emoción. Tumbada en la cama releyó una vez más las instrucciones para tan originales vacaciones.


Normas básicas de Vacaciones a la carta:


1. Los clientes deben llegar al resort el lunes a las 9:00 de la mañana.

2. Salvo la ropa que lleven puesta, está prohibido llevar ningún tipo de equipaje o similar. El centro les facilitará todo lo necesario para sus vacaciones.

3. Están completamente prohibidos los teléfonos móviles o cualquier aparato electrónico.

4. Todas las situaciones que van a vivir son pura ficción así que, su vida o su integridad física jamás estará en peligro.

5. Todas las “personas” con las que usted va a interactuar son androides, así que realmente no pueden morir. Están programados para asumir situaciones límite o sufrir desperfectos. Actúe con toda libertad y sin remordimientos, disfrute la experiencia.

6. Está completamente prohibido hablar con los androides de temas relacionados con el mundo real. Su función es únicamente la de representar un papel y no deben salirse, bajo ningún concepto, del mismo.

7. En caso de existir algún problema durante su estancia recuerde: tanto en sus viviendas, como en sus vehículos, existe un intercomunicador para casos de urgencia.


A la mañana siguiente, Mayra llegó al centro media hora antes de lo necesario. Ya no podía esperar más. A las nueve en punto se abrieron las puertas y ella, junto con otras diez personas, entraron en la sede de Vacaciones a la carta.


-Buenos días a todos. Como podrán observar el grupo se compone de once personas y no de veinte. Esto es debido a que, en estos momentos ya hay nueve personas disfrutando de sus vacaciones. A continuación, vamos a entrar a la sala de caracterización.

Los once integrantes del grupo entraron en una sala llena de ropa, complementos y maquillaje. Cada cliente era atendido por tres personas; un estilista, un peluquero y un maquillador. Cuando los once clientes estuvieron perfectamente caracterizados, el guía les reunión nuevamente a todos para darles las últimas indicaciones antes de conducirles hasta los coches que les iban a llevar a su destino.

-Es muy complicado que ninguno de ustedes se encuentre durante su estancia con otro cliente. Nuestro equipo de seguridad velará para que esto no ocurra. Sin embargo, si se diese esa circunstancia tan anómala, les recomendamos por el bien de sus vacaciones, que eviten todo tipo de contacto. Por otro lado, les adjuntamos una palm con un calendario de acciones y actividades asociadas a su personaje. Disfruten de su estancia y nos vemos a la vuelta. Felices vacaciones.


El coche dejó a Mayra en su apartamento de lujo. Un apartamento impresionante, digno de una auténtica estrella del pop. Al llegar, un elegante mayordomo abrió la puerta.

-Mi nombre es James y tanto yo, como Alma y María, dijo señalando a las dos mujeres que esperaban a su lado, estamos a su servicio señora.

Tras inspeccionar aquel palacio digno de cualquier reina del pop, Mayra abrió la palm y empezó a repasar cuál era su agenda para el día siguiente.


Martes 10.

9:30 Desayuno con Catherine (representante) en el Café du Monde.
11:00 Clases de canto con Pierre en mi estudio de grabación.
14:00 Comida con Mario Fraise (organizador del concierto del jueves)
18:00 Entrevista en Radio Gong FM.
22:00 Cena en el Paradise con los músicos.

Aquello era increíble. Mayra estaba disfrutando como una loca minuto a minuto de aquella experiencia.

-¡Tengo mi propio estudio de grabación en casa! Dijo dando saltitos sobre la alfombra persa del salón.


En ese momento James llamó a la puerta del salón:

-Señora, la cena está servida.

-Bien, y… ¿dónde voy?

-Si es usted tan amable, acompáñeme al comedor.


Los días volaban y llegó la fecha en que Mayra tenía su primer concierto así que, empezó a ponerse verdaderamente nerviosa.

-Pero mi voz no es realmente…dijo dirigiéndose a Pierre.
-Prueba este micro. Contestó Pierre con una media sonrisa.

Mayra tomó aquel micro y por primera vez en su vida su voz sonó perfecta, como la de una profesional.

-Pero… ¿cómo…?
-Este micro es especial. Corrige las desviaciones existentes sobre las canciones programadas. ¿Mola no?
-¡Y tanto! Exclamó Mayra entusiasmada con aquel artefacto.

Por primera vez en su vida, Mayra se sintió como una auténtica estrella. Iba a cantar en público como una verdadera cantante.



-¿Qué probabilidades existen de que dos personas de entre un total de veinte mil, se encuentren en una ciudad de más de cien metros cuadrados? Preguntó Jack MacKerrigan, propietario de Vacaciones a la carta al encargado del centro.

-Muy pocas; realmente muy pocas. Contestó Greg completamente abatido.

-¿Cómo ha podido pasar esto? Exclamó Jack completamente destrozado por la noticia.

-Fue un cúmulo de fallos de seguridad.

-¿Qué ocurrió exactamente?

-El cliente que hacía de gángster iba a acudir a un concierto para asesinar a un cantante drogadicto que le debía pasta. El equipo de seguridad se equivocó de concierto y...

-¿Pero según los planes debía usar una de las pistolas falsas?

-Sí, pero en el último instante y sin comentarlo con nadie, decidió que era más real clavarle el culo de una botella rota en el corazón.

-¡Joder!...Aún y así hay algo que no entiendo.

-¿Qué cosa?

-Ambos clientes se tuvieron que conocer el día de llegada. ¿Cómo no se reconocieron?

-Lamentablemente no se llegaron a conocer. El gángster era uno de los nueve clientes que ya estaban en el complejo cuando ella llegó.

-¿Y ahora qué? Preguntó Jack tratando de buscar una solución a aquella desgracia.

Ambos se miraron y sin mediar palabra, supieron perfectamente lo que el otro estaba pensando.

-¿Cuánto se tardaría? Preguntó Jack

-Trabajando sin descanso, creo que podríamos tener una réplica exacta en el tiempo necesario.

-¿Y su entorno?

-Habría que conocer a fondo sus relaciones, su trabajo,...

-En cualquier caso, esto no puede prolongarse demasiado. Deberíamos confeccionar un plan para que en el plazo de un mes, Mayra decidiese irse del país y desapareciese para siempre.

-Efectivamente. Pero creo que es viable.

-¡Pues manos a la obra!


Al principio, cuando la nueva Mayra salió del centro, nadie notó la diferencia. A priori el plan iba sobre ruedas, salvo por un pequeño detalle; por perfecto que sea un androide jamás podrá transmitir o sentir, lo que siente un ser humano cuando se quiere a alguien. En cuanto Toni quedó con Mayra, se descubrió todo el pastel.

Vacaciones a la carta fue cerrada por orden judicial y Jack y Greg, en vez de ser juzgados por homicidio involuntario, fueron también juzgados por obstrucción a la justicia y estafa. Actualmente, cumplen condena en el estado de Oregón.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

aaaaaaaaaaa nunca me imagine esto como supiste que amo cantar y que siempre he querido ser una cantante!!!!. eres genial laura, quiero ser como tu cuando cresca!!!!!!, eres mi modelo a seguir, muchas grasias, nunca olvidare esto, eres la mejor, te quiero mucho!!!!!, la mejor escritora del mundo eres tu!!!!!! hehe eres tan buena y tus historias son de lo mejor, sigue asi!!!!! hehe

att: Mayra
pd:me encanto vacaciones a la carta, eres la mejor laura!!!!!!!!!
eres mi heroe!

Anónimo dijo...

ola laura, muy buena historia, mi amiga Mayra la que te pidio la historia por su cumpleaños, me recomendo tu blog y no se equivoco, es simplemente genial, bueno sabes yo me llamo Mari y como yo y ella tenemos aniversario, el dia que nos conocimos es el 16 de sep y como no se que regalarle te quisiera pedir de todo corazon que me ayudaras con el regalo y nos hicieras una de tus maravilloosas historias, ella estaria encantada por eso y yo estaria en deuda contigo toda mi vida, lo airas por mi? ;), por favor responde laura confio en ti
addemas eres la mejor!

att: mari
pd. eres la mejor escritora que conosco, por favor ayudame con mi regalito, siempre te recordare, yo y mayra te agradesemos, contastemente estare viendo tu blog! ;)

Yelena dijo...

Hola Laura Como estas? llevo mucho tiempo leyendo tus relatos e historias y juro que son lo maximo, me han encantado y bueno, me gustaria que escribieras uno con mi historia, me llamo Yelena y soy hija de inmigrantes de europa del este, soy de venezuela.
Saludos y sigue asi de inspirada, Que nos inspiras a nosotros


Yelena Justinenko.

Laura Falcó dijo...

Hola Mari,

No puedo hacer otro cuento seguido usando el nombre de Mayra. Además, no me gustaría convertir este blog en una especie de cuentos por encargo. Lo siento mucho pero como ya apunté en el scroll lateral sólo escribiré uno más para Andrea y ya está. Un beso y gracias por leerme.

Anónimo dijo...

Hola laura cuando haces un trabajo de estos un amarre en que tiempo se empieza a ver resultados

Peter Mathius dijo...

Este Relato tuyo, demuestra que nuestros Sueños Nunca se pueden hacer Realidad, pues al intervenir la mano del hombre, siempre hay alguna cosa que falla, en fin, dejemos correr la imaginación, y nunca nos olvidemos de que "LOS SUEÑOS, tan Sólo SUEÑOS SON"... Grácias Láura, fué muy bonito mientras "Duró" ;)

Publicar un comentario en la entrada